La diferencia entre Vladimir Guerrero y Sammy Sosa

0
En común tienen el origen humilde. Vladimir Guerrero procede de unas de las zonas rurales más pobres de la provincia San Cristóbal, Don Gregorio, Nizao. Sammy Sosa, nació y creció entre la miseria de un batey cañero de su natal San Pedro de Macorís.
 De la pobreza extrema y las carencias evidentes, sobre la base de su talento deportivo para jugar al beisbol, ambos se encumbraron hasta lo alto de las Grandes Ligas.
 
El éxito les acarreo lluvia de millones de dólares y la idolatría de las multitudes.
 
Vladimir Guerrero, sin embargo, prefirió la discreción e impulsar la carrera de su hijo en la  gran carpa; en cambio el Sammy Sosa es amante del jet set y de las cegadoras luces faranduleras.
 
A la par que aumentaba su celebridad durante su histórica competencia de cuadrangulares frente a Mike Mcguire, Sosa se regodeaba en las rumbosas fiestas que ofrecía primero en su residencia de la Anacaona, la avenida más costosa de Santo Domingo y luego en Casa de Campo, cuyas invitaciones se disputaban los cabezas de la frivolidad del medio local.
 
Vladimir, en bajo perfil y acogido al retiro, se dedicó a promover talentos y a discretas obras de bien social en el pueblo que le vio nacer.
 
Sosa, idolatrado casi al paroxismo por la fanaticada de Chicago, vio un día esfumarse todo ese arrastre en el “gancho” de un bate de corcho con el que se buscó desprestigiar su hercúlea capacidad de jonronero.
 
Después de su paso avasallante por las Mayores, los dos siguen por caminos distintos. Guerrero, acogido a la tranquilidad de su jaragual sancristobalero, pasando por un ciudadano cualquiera y el otro, sin darse por vencido, tratando de alcanzar cada día el imposible de parecerse a sus antiguos patrones.
Fuente: Elmotin.com.do
1 of 1

Leave A Reply