Cientos desafían distanciamiento social y acompañan al Peregrino al malecón. ¿Acto de fe o de imprudencia?

0

Puerto Plata.- Desafiando las más elementales normas del distanciamiento social, que buscan disminuir los contagios por COVID-19, cientos de personas acompañaron al peregrino de Villa Altagracia a llevar una cruz en la playa del malecón de esta ciudad, bajo un candente sol proclamando que a partir del lunes la enfermedad comenzará a desaparecer del país.
Hombres mujeres y niños levantaban sus manos y coreaban la canción “Paz en la tormenta”, que resonaba en una disco light que acompañó el ultimo tramo del recorrido del peregrino, unos 18 kilómetros aproximadamente desde Maimón hasta la playa conocida popularmente como la “Playa de Camacho, en la parte alta del malecón de esta ciudad.

Al menos tres unidades de la Policía Nacional, miembros de una empresa de seguridad privada que regularmente da servicios gratuitos a eventos culturales y religiosos, una ambulancia de Rescate Ámbar, por si se presentaba algún inconveniente, mientras el transito en ese tramo del malecón se hacía difícil por la aglomeración de personas y decenas de pasolas y motores se aglomeraban el carril de bicicletas del malecón local.

Personas con imágenes de santos y rosarios rezaban y levantaban sus manos mientras el peregrino rezaba dentro del agua, sin que pudieran siquiera escuchar sus oraciones ya que no tenia micrófono en el lugar donde se encontraba. Una parte de las personas directamente dentro del agua, otros en la arena y otro grupo mirando desde el muro del malecón la acción.
Agarrados de la fe para los mas creyentes y en un derroche de ignorancia e imprudencia para los más escépticos este grupo de personas se aferró a la cruz con una bandera dominicana en su parte superior para clamar por la desaparición de la pandemia que ya ha causado mas de 200 mil muertes en el mundo y 278 en el país, de acuerdo a las cifras oficiales.

“Así le pedí a Dios que como mimo me habló que iba a pasar en el 2020, que me dijera que le podía decirle a la humanidad y al país dominicanos ahora, así teniendo las señales y la cercanía hacia Dios que tomare un madero bien pesado y que lo depositara sobre las aguas del mar de Puerto Plata, para que así nuestro país fuera liberado de la enfermedad y muchos países del mundo.” Proclamó Mildomio Adames al parar ayer en Maimón, como parte de su recorrido iniciado en su natal Villa Altagracia y que en varias ocasiones ha hecho lo mismo en Semana Santa por diferentes motivos y visiones.

 

Fuente: ultimodiario.com

1 of 1

Leave A Reply